//Transformación Digital en el sector de las renovables

Transformación Digital en el sector de las renovables

La Transformación Digital en las empresas es un proceso ineludible para el desarrollo de las compañías. En esta ocasión, hablamos con Cristina Gadea, responsable de Comunicación en Bester, sobre la importancia de la Transformación Digital en general, y en particular, en el sector de las energías renovables.

En tu opinión, ¿por qué es necesaria la transformación digital en las empresas?

La Transformación digital es una realidad que ya forma parte de la operativa de las empresas, una gran parte ha iniciado su transformación digital. El contexto cambia continuamente, y la tecnología y los nuevos entornos digitales están presentes en el día a día. O nos transformamos, o desaparecemos. Aunque lógicamente la Transformación Digital debe ir completamente ligada a los objetivos y estrategias empresariales, oportunidades que surgen gracias a la tecnología. Debemos aprovechar el Big Data, la nube, Internet de las cosas, etc. para lograr de forma más ágil, resolutiva y exitosa los objetivos de nuestras compañías.

Las empresas deben saber que no hay otra forma de subsistir y competir que subiéndose al carro de la transformación digital para mejorar la eficiencia operativa. Quedarse anclado en el pasado implica desaparecer.

El Economista informa “Según un reciente estudio de Incipy e Inesdi, el 79% de las empresas españolas ha iniciado recientemente su transformación digital o incluso, en algunos casos, ya se encuentra en una etapa avanzada del proceso”.

¿Qué ha supuesto la transformación digital para Bester?

En Bester hace tiempo que apostamos por Google y empezamos a trabajar en la nube, tenemos presencia en diferentes Redes Sociales (LinkedIn, Twitter, Facebook y Youtube), pero el salto está en aprovecharlo para mejorar nuestro negocio, realizar proyecciones, interactuar continuamente con el cliente o potencial cliente, y atenderlo de forma totalmente personalizada para generar oportunidades de negocio y fidelizarlo.

La Formación de los empleados es fundamental para la transformación digital, pues lo más complicado es el miedo al cambio, a lo desconocido. Trabajar en entornos colaborativos, compartir información en tiempo real, no departamentos estancos.

En ese sentido, en Bester llevamos más de 1 año apostando por la Formación de los empleados, aunque todavía nos queda un largo camino por recorrer, pero estamos dentro, ya nos hemos subido al carro. Lo más complejo es implicar a todos los departamentos, colaborar de forma conjunta, la cultura interna debe ser digital, impulsar la cultura de innovación dentro de Bester. Y, antes de todo, alinear las estrategias tecnológicas con los objetivos de negocio.

¿Cómo influye la presencia en redes sociales en la comunicación empresarial de Bester?

Muy positivamente, se habla de nosotros, podemos responder a las dudas, preguntas, y necesidades de los usuarios, creamos una Comunidad con nuestros seguidores. La comunicación bidireccional genera oportunidades de negocio, la conversación entorno a la marca crece año tras año.

¿Qué es lo que más valoras de la comunicación digital?

En un principio desestabiliza los negocios por el desafío y esfuerzo que supone, pero luego uno se da cuenta de que el valor que aporta es gigante. El usuario puede interactuar con la marca como jamás hubiéramos imaginado, y la marca puede hacer llegar sus mensajes por múltiples canales y de diferentes formas. Se generan nuevos modelos de negocio, y los usuarios desean y solicitan que su vida cada vez sea más cómoda y fácil, escucharlos de forma activa nos ayuda a mejorar continuamente.

Teniendo en cuenta que la Transformación Digital es un proceso en continua evolución, ¿Crees que vais a la par con las nuevas tendencias?

Me da vértigo a la velocidad que nos movemos, cuando escucho hablar de Inteligencia Artificial, ese grado de personalización que parecía increíble hace unos años, las máquinas saben qué desean los clientes…

Las decisiones empiezan a tomarlas las máquinas en tiempo real, apoyándose en el big data. Y esas decisiones van mejorando, porque la tecnología avanza, y el número de datos para que ésta realice sus algoritmos también, ya que las empresas buscan datos continuamente. De manera que las máquinas, como si fueran humanos, aprenden y resuelven.

Ante este panorama, es lógico que a veces sintamos miedo, o al menos yo personalmente, pero el reto está en ver lo positivo y saber aprovecharlo, la cooperación hombre-máquina.

A Bester, al igual que a un gran número de empresas españolas, nos queda un largo camino por recorrer, tal y como comentaba anteriormente, pero el paso de apostar por la Transformación Digital ya está dado.

2019-01-24T17:11:03+00:00

Dejar un comentario